POTENCIALIDAD JUVENIL

Por Julio Monsalvo

Formosa

        La Vida nos ha regalado poder incursionar, en algunas oportunidades, por comunidades educativas de nivel secundario, en diversos escenarios. Estas “incursiones” nos han generado sentimientos de optimismo y de esperanza en la juventud.

        Una de las vivencias más intensas, fue durante el desarrollo del Proyecto “Jóvenes Promotores Sociales, Promoción de la Solidaridad a partir del Cuidado de la Salud Integral”, que se llevó a cabo durante el año 2003, en la Provincia de Formosa, Argentina. 

Este Proyecto se realizó en forma conjunta, entre las autoridades de la Escuela “República del Paraguay”, el Programa Salud Comunitaria y el Departamento Educación Popular, ambos del Ministerio de Desarrollo Humano.

Coordinado por el profesor de Ciencias Políticas, Cultura y Comunicación, Gabriel Barrionuevo, treinta y cuatro estudiantes, entre 16 y 18 años de edad, participaron de talleres durante el transcurso de todo su 3er. año lectivo, abordando una variedad de temáticas, tanto en aspectos conceptuales como eminentemente prácticos.

Los conceptuales se refirieron a Paradigmas, Atención Primaria de Salud y Metodología de Investigación Cualitativa.

En tanto los segundos, consistieron en trabajos grupales de prácticas autogestivas para el cuidado de la salud: masajes, dígitopresura, gimnasia terapéutica, ejercicios respiratorios, elaboración de fitofármacos a base de plantas de uso popular y jabones medicinales.

En forma voluntaria se conformaron trece grupos para desarrollar diversos trabajos extra áulicos, con libertad de elegir la temática.

De esta manera visitaron a jóvenes con otras capacidades; realizaron fitofármacos en jardines infantiles y comedores comunitarios; también condujeron programas radiales y un grupo decidió trabajar con las personas mayores de su familia y comunidad.

Estos últimos ofrecieron acompañarlos en hacer ejercicios adecuados para su edad e indagar acerca de sus saberes, en especial “cómo se alimentaban y se curaban antes”. En un taller sistematizaron los datos obtenidos.

A fin de año las y los estudiantes presentaron los resultados en un salón cultural.

Se observó elevación de la autoestima tanto en las personas mayores que se sintieron valoradas por los jóvenes, como en los mismos estudiantes que se han sentido protagonistas al tomar consciencia de que son capaces de desarrollar tareas útiles.

Esta vivencia que compartimos, y otras en diferentes escenarios en diversas épocas, nos han demostrado la potencialidad de jóvenes adolescentes de desarrollar acciones solidarias.

Convencidos de los nobles sentimientos que anidan en la juventud, proponemos con entusiasmo que se brinden proyectos que ofrezcan espacios para canalizarlos.

Hasta la Victoria de la Vida Siempre! + (PE)

SN 237/19

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s